El Ingeniero Electrónico Hugo Guterman, docente del Departamento de Computación e Ingeniería Eléctrica y actual Jefe del Laboratorio de Robótica Autónoma (LAR) en la Universidad de Ben Gurion, visitó la sede de Almagro y conoció los proyectos que realizaron nuestros alumnos durante todo el año.

Acompañado por autoridades de la Asociación Argentina Amigos de la Universidad Ben Gurion y guiado por Patricia Gurfinkiel, Directora Pedagógica de ORT, y Marcos Berlatzky, Director de la orientación Producción Musical, recorrió los pasillos de la escuela disfrutando de diversas aplicaciones informáticas e innovaciones tecnológicas que lo sorprendieron por su dedicación e ingenio.

Luego del paseo, Guterman brindó una interesante charla sobre robótica autónoma y los proyectos realizados en LAR, compartiendo sus experiencias con los estudiantes. Convencido de que “lo imposible sólo tarda un poco más”, el especialista habló sobre la importancia del trabajo en equipo y la interacción entre investigadores de múltiples disciplinas, con el objetivo de combinar lo práctico y lo teórico.

Guterman, Alumni Electrónica '72 y ex becario en el Massachusetts Institute of Technology (MIT), explicó que durante el último tiempo ha realizado diversas investigaciones con vehículos autónomos y robots espaciales, y destacó que son fundamentales para incursionar en sitios de difícil acceso, logrando en algunos casos reducir costos de manera considerable. “Nuestros robots son mejores que los conductores israelíes y también que los argentinos, por lo que pude ver en estos días”, rompió el hielo mientras el auditorio reía a carcajadas. “Poseen capacidades similares a las de las personas y tienen la habilidad de decidir ante situaciones complejas. Todas nuestras creaciones utilizan algoritmos similares y no necesitan de alguien que los opere”, agregó el especialista.

Guterman contó que para uno de sus proyectos crearon un conductor autónomo en lugar de un vehículo, ya que es un proceso más rápido y económico. Pero se encontraron con un inconveniente: “Durante un año y medio trabajamos con un equipo de diseñadores para  que nuestras creaciones fueran similares a las personas, pero cuando hicimos las prueban no funcionaban, la gente se asustaba. A partir de ahí tuvimos que incursionar en un formato más amigable y simpático”, sostuvo.  

Según detalló al auditorio, los robots detectan obstáculos, miden distancias, reconocen objetos, pueden montarse y desmontarse en tan sólo 20 minutos, caben dentro de una valija y cuestan entre 5.000 y 10.000 dólares.

Al final de la charla, los alumnos realizaron algunas consultas al especialista, quien respondió con mucho entusiasmo a cada una de las preguntas. La participación de las mujeres en este tipo de proyectos, los materiales utilizados en las construcciones, los tipos de sensores y el lenguaje de programación implementados, su motivación para viajar a estudiar a Israel en el año 1979 y su apreciación sobre la Universidad de Ben-Gurion, fueron algunos de los temas abordados.

Para cerrar, Guterman incitó al sexo femenino a sumarse a distintos emprendimientos vinculados con la robótica y la ingeniería. Además, sostuvo que si bien la escuela debe sentar las bases y enseñar metodologías de estudio, los alumnos también tienen que aprender por sí mismos. “Lo importante es que construyan su camino y tomen sus propias decisiones. Por eso les recomiendo que conozcan e investiguen para poder elegir qué es lo que realmente quieren hacer”, concluyó.

Fecha: 10/10/2017 | Creado por: Matias Jose
Etiquetas: