En este artículo podrán encontrar las reflexiones que analizamos en clase, sobre los diferentes usos del punto y de la coma.

Durante la clase estuvimos analizando diversos usos de los puntos y de las comas. Entre todos armamos sistematizaciones que nos ayudan a recordar cuándo debemos utilizarlos. 

  • Comenzamos leyendo el siguiente fragmento que encontramos en el cuento "Los metales mudos" de Esteban Valentino. 

Su compañero le devolvió una sonrisa como respuesta. Se acostaron en las cámaras hibernadoras y se dispusieron a un nuevo sueño de cinco años. El espacio los fue devorando de a poco y el silencio regresó a ese mínimo territorio de universo.

Atrás, el módulo de investigación seguía mudo, con las computadoras llenas de admiración, los      telescopios paralizados de asombro, las pantallas sin saber qué decir ante el milagro que tenían delante.

 

Entre todos llegamos a esta conclusión:

 

El punto y aparte separa párrafos. Los textos están compuestos por párrafos que son fragmentos que refiere a un aspecto del tema.

El Punto y seguido se usa para separar oraciones dentro del mismo párrafo.

El punto final cierra el texto.

 

Luego releímos y analizamos el uso de las comas en estas expresiones. Reconocimos quién habla, qué dice y a quién se lo dice en cada una de las expresiones.

No puede ser, Vladimir. No puede ser

No, Brian, no nos van a creer.

No comprendo, Evutchenco.

Ayúdeme con el traje, Vladimir.

Entre todos pudimos recnonocer que: 

Se pone coma para aislar el vocativo, es decir, el nombre del destinatario de lo que se dice.

 

 

Fecha: 31/3/2021 | Creado por: Yasmin Susana
Categoria: Nuestra Cartelera - Prácticas del Lenguaje